sábado, 27 de agosto de 2016

NUESTRA SEÑORA DEL SANTÍSIMO SACRAMENTO


Como hoy es Sábado, dedicaremos nuestra felicitación sabatina a daros a conocer la advocación de MARÍA de NUESTRA SEÑORA DEL SANTÍSIMO SACRAMENTO, aunque su día de celebración es el día 13 de Mayo, coincidiendo con la fiesta de NUESTRA SEÑORA DE FÁTIMA, aunque esta casualidad no parece ser tanta,como más adelante veremos. 

San PEDRO JULIAN EYMARD, conocido también como el "apóstol de la Eucaristía" fundó la CONGREGACIÓN DEL SANTÍSIMO SACRAMENTO, conocidos vulgarmente como sacramentinos, en PARÍS, en el año 1856. Anteriormente, deseoso, desde su ingreso en el seminario de ser "religioso" y por su gran amor a MARÍA, había pertenecido un tiempo a la CONGREGACIÓN DE LOS HERMANOS MARISTAS, porque eran "hijos de MARÍA". Pero su amor la Virgen MARÍA sólo era equiparable a su amor por la Eucaristía, aprendido desde niño de su madre, quien falleció pronto. Se cuenta que una hermana pequeña lo encontró pegado a la puerta del Sagrario, en una ocasión,y preguntado por aquello el niño, con doce años, le respondió, "es que así escucho mejor al Señor". Cada vez estaba más convencido de que el verdadero camino de los hombres a la salvación pasaba por la Adoración Eucarística, guiados por las manos de MARÍA, por lo que, animado por el Papa PÍO XI, fundó una congregación masculina que tendría como única finalidad "la adoración perpetua" y en segundo lugar "honrar a MARÍA en el Santísimo Sacramento".

La advocación de NUESTRA SEÑORA DEL SANTÍSIMO SACRAMENTO fue el título de MARÍA bajo cuya protección quiso San JULIAN EYMARD poner a su naciente congregación, aunque era una forma privada de honrar a MARÍA, se le escapó durante unas charlas dadas a sus novicios, en los que los invitaba a honrar a NUESTRA SEÑORA DEL SANTÍSIMO SACRAMENTO y arezarle muchas veces la jaculatoria "¡Nuestra Señora del Santísimo Sacramento, ruega por nosotros que recurrimos a ti!". Pocos años después daba instrucciones sobre cómo debía de ser la imagen de Nuestra Señora: "La bendita Virgen MARÍA, sostendría al niño en sus brazos, y el niño sostendría un cáliz con una hostia"  El Papa PÍO IX reconoció el valor de la jaculatoria creada por San JULIAN EYMARD, mientras que San PÍO X manifestó que "el título de Nuestra Señora del Santísimo Sacramento es el más pleno de sentido", finalmente, esta advocación de MARÍA tuvo pleno reconocimiento para toda la Iglesia por JUAN XXIII, al final de la última sesión del Concilio VATICANO II, el 9 de Diciembre del año 1962, durante la canonización de San JULIAN EYMARD, estableciendo su fiesta para el 13 de Mayo.

Antes dijimos que la fiesta de NUESTRA SEÑORA DEL SANTÍSIMO SACRAMENTO, el día 13 de MAYO, coincidía con la de la VIRGEN DE FÁTIMA, quizás an JULIAN EYMARD no podía saber que, cuando fundaba su congregación en el año 1856, algunos años después, en el año 1916, las apariciones de FÁTIMA vendrían precedidas, a los niños pastores, de un ángel que le enseñaría a orar y honrar el misterio de la Eucaristía con la siguiente oración:

Dios mío, yo creo, adoro, espero y os amo. 
Os pido perdón por los que no creen, 
no adoran, no esperan y no os aman.»
Santísima Trinidad, Padre, Hijo y Espíritu Santo, 
os adoro profundamente 
y os ofrezco el preciosísimo Cuerpo, Sangre, 
Alma y Divinidad de Jesucristo, 
presente en todos los sagrarios de la tierra, 
en reparación de los ultrajes, sacrilegios 
e indiferencias con que El mismo es ofendido. 
Y por los méritos infinitos de su Santísimo Corazón 
y del Corazón Inmaculado de María, 
os pido la conversión de los pobres pecadores.