viernes, 18 de abril de 2014

VIERNES SANTO


























Os invitamos a hacer con nosotros, dedicando unos pocos minutos, la "Adoración de la Cruz", acto litúrgico por excelencia de hoy, por el que toda la Iglesia -desde el Papa hasta el más sencillo de los niños- se arrodilla, se posterga y se anonada ante el misterio que se alza ante nuestros ojos: "CRISTO crucificado, escándalo para los judíos, locura para los gentiles" (1 Corintios 1, 23). 

La imagen del crucifijo es la que preside el llamado CAMPO DEL PRÍNCIPE en GRANADA, en pleno barrio del Realejo.

Sin miedo a exagerar, se puede afirmar que el CAMPO DEL PRÍNCIPE, con su CRISTO DE LOS FAVORES, constituye el auténtico corazón "crucífero" de la ciudad, que cada Viernes Santo, se congrega en torno a él, a las tres de la tarde, para arrodillarse y rezar tres credos.

Y hoy, Viernes Santo, esta pequeña comunidad de vida que somos, sale de nuevo, en estación de penitencia, en la Cofradía de LOS FAVORES y MISERICORDIA.

El hecho de salir en dos estaciones de penitencia, obedece a que cada uno tienes "sus devociones, o sus querencias", como en todo, también en lo que a cada cual "nos toca el corazón" en las cosas de fe:

Y es que aquí, mi hermano, @cuartapobreza es un gran enamorado y defensor a ultranza del Misterio de la Encarnación, para él "no hay mérito en la resurrección de Cristo, pues Dios puede dar vida a un ser humano" ¡hasta Cristo lo hizo con LÁZARO!, por eso siempre dice que "el verdadero Misterio de nuestra fe es la Encarnación, que Dios se haga hombre, que lo infinito se humille en la finitud, que la Palabra se haga carne", y aunque el Misterio de la Encarnación tiene su máxima expresión en su fiesta litúrgica (25 de Marzo) ¡le encontraréis exultante entonces! y se hace vida, liturgia y celebración en Navidad (sus fiestas favoritas). 

Pero desde una lectura "cofradiera" si lo preferís dicho de esta manera, la única cofradía con el título de "Encarnación" en su titular mariana es la Cofradía de Nuestro Padre Jesús Cautivo y María Santísima de la Encarnación, que además es Hermandad Sacramental de San Francisco de Asís y Santa Clara, que además, tiene su sede canónica en el Monasterio de Religiosas Clarisas de la Encarnación, que además visten un simple sayal franciscano (amén del capillo, para mantener la privacidad del penitente)... Esto como se suele decir es ¡miel sobre hojuelas! que no hay que cavilar mucho para saber la querencia de nuestro hermano por esta hermandad, así que, saliendo, como comunidad, en la estación de penitencia de dicha cofradía, respondemos a esta devoción.

Por su parte, en lo que a mí respecta, soy y he sido siempre un "enamorado de la Cruz", no acertaría a explicar mi devoción y apego por la cruz, hasta el punto de que la liturgia del Viernes Santo, con su solemnidad, su sobriedad y su rigor, con la veneración de la cruz y la oración universal por todas las necesidades de la humanidad, en general, y de la Iglesia, en particular, me conmueve mucho más que la celebración de la propia Vigilia Pascual… Será quizás por eso que nunca, como regla general, por muy mal que vayan las cosas, me agobio o me desespero con las situaciones frustrantes, de dolor o de sufrimiento… y no lo hago por un conformismo inútil, sino por el firme convencimiento, meramente racional, de que cualquier dolor o sufrimiento necesariamente ha de ser un estadio pasajero, una circunstancia volátil o si no "esta puta vida" –con todos sus sinsabores- no tendría sentido… desde la fe, evidentemente, ayuda mucho más saber que, tras la cruz, siempre viene el triunfo, la victoria y la resurrección…

Y podría decir, sin miedo a equivocarme que mi vocación, si es que tengo alguna, es precisamente la de ayudar a la gente a que vean, cuanto antes, que el camino sigue, que la sombra de la cruz se proyecta sobre el triunfo del sepulcro vacío… y para eso no cuento más que con mi optimismo a prueba de bombas, mi vivir en mi mundo de colores o en "mi burbuja color de rosa", como muchos me echan en cara, o mi sentido del humor. Que otros festejen al Señor en su gloria triunfante, que sigan sus pasos tras el banderín de Cristo Resucitado, que yo mientras me quedaré, al pie de la cruz, para ayudar a los que vienen aún subiendo el Calvario a que no se detengan por mucho tiempo, y sigan caminando para alcanzar a los que ya celebran, cantan, ríen y alaban al Señor. ¡Válgame Dios, un payaso al pie de la Cruz! ¿Pero eso es una vocación? 

Puede que os lo estéis preguntando, pero no menos cierto es que la sabiduría popular siempre ha hablado del ejemplo del payaso triste… es decir, de cuán difícil debe ser para un payaso estar haciendo el tonto, contar un chiste y arrancar una sonrisa a los demás cuando por dentro se está triste o se sufre por cualquier motivo… existe un auténtico síndrome del payaso triste, es decir, una necesidad de ir canjeando siempre la propia felicidad por la de los demás… pero eso tiene un precio muy grande, que yo también he experimentado en alguna ocasión, que es la soledad cuando es uno el que experimenta o atraviesa los momentos de oscuridad, de sufrimiento o de dolor… ¿Quién se acuerda del payaso cuando la risa se apaga?... Según esto puede ser que, ciertamente, esté loco, tenga una disfunción digna de un buen psicoanálisis, pero eso me confirma en mi vocación “locura para los gentiles” nos recuerda San PABLO y los momentos de soledad, sufrimiento o dolor, tampoco me importan, de todas formas ya estaba al pie de la cruz.

Ahora entenderéis por qué, para darme gusto en este caso, es que también salimos en la Cofradía del Cristo de los Favores (por tratarse de un Cristo crucificado) y María Santísima de la Misericordia. Por cierto, se me ha ocurrido, a modo de intercesión, aquellas intenciones que tengo en el fondo de mi corazón, y por todas las vuestras, que durante la estación de penitencia voy a contar el número total de pasos que dé, desde que salgamos del templo hasta que regresemos a él, y luego os daré la oportunidad de ir aplicando intenciones a dichos pasos, ya se me ocurrirá la forma de hacerlo (seguramente por medio de algún #hashtag de TWITTER, como dicen los modernos).

PD.- @cuartapobreza también ha intercedido por todos vosotros, pero eso es algo que no podré compartiros hasta el momento de la Vigilia Pascual ¡Cuántas sorpresas nos traerá el anuncio de Cristo resucitado!